Entrevista trabajo

Empiezas mañana: 10 consejos para superar con éxito tu próxima entrevista de trabajo

Mar 24 • Te asistimos

La entrevista de trabajo es el punto culminante en el proceso de la búsqueda de empleo. De ella dependerá en gran medida que logres el puesto al que optas o, por el contrario, que tu perfil sea descartado. Por eso, es importante saber “vender” tu candidatura a la empresa demostrando que tus aptitudes, conocimientos, habilidades y experiencia son las idóneas para ocupar la vacante.

Pese a que no existen fórmulas mágicas, es fundamental que acudas al encuentro con las ideas claras sobre tus objetivos profesionales, de forma que sepas explicar los fundamentos de tu elección, por qué has escogido solicitar un puesto en esa empresa y no en otra, por qué quieres desarrollar tu carrera en una pyme o en una gran empresa, o por ejemplo, por qué habiéndote formado como abogado, quieres dedicarte a la empresa y no al ejercicio libre de la profesión.

Te damos 10 consejos indispensables para lograr el ansiado “empieza usted mañana”:

1. No descuides tu aspecto.

Debemos ser conscientes de que vivimos en un mundo donde la imagen personal importa. Llevar un traje o ir vestido de una manera formal indica que te has molestado en causar una buena impresión al entrevistador y eso generalmente es bien valorado.

2. Sé puntual.

Es bueno que unos días antes de que tengas la entrevista realices el trayecto hasta el lugar para ver cuánto puedes tardar y calcular bien el tiempo de llegada. No hace falta estar media hora antes en el lugar de la entrevista, con estar allí con diez minutos de antelación es suficiente.

3. Infórmate sobre la Compañía.

Demostrar, aunque no te pregunten, que conoces y te has informado sobre los proyectos, la historia o la cultura organizacional de la empresa genera una muy buena impresión. Todos esos datos se pueden obtener fácilmente a través de la página web de la empresa y estarás demostrando al entrevistador que tienes interés en formar parte de la misma.

4. Prepárate bien tu CV.

El CV es la principal herramienta que tiene el entrevistador para conocer tu historial académico y profesional. Por ello debes preparar bien toda la información que aparece incluida en el mismo para exponerla de una manera organizada en la entrevista.

5. Conoce tus puntos fuertes.

Tienes muchos más puntos fuertes de los que puedas imaginar. Por eso es importante no sólo que los conozcas y los detectes, sino que seas capaz de transmitírselos al entrevistador. Sobre todo, detecta cuáles de ellos pueden relacionarse más con el puesto de trabajo e intenta buscar situaciones que evidencien esos puntos.

6. Prepara la parte técnica.

En muchas entrevistas, sobre todo las de puestos que requieren haber tenido experiencia laboral previa, se incide también sobre la parte técnica y las competencias funcionales que el puesto demande. Es bueno que refresques tus conocimientos y que demuestres que estás capacitado para hacer frente a las tareas que el puesto requiera.

7. Idiomas.

Es muy frecuente que si en un puesto piden un nivel alto de inglés, u otro idioma, te hagan demostrarlo en la entrevista. Por ello, es bueno que la entrevista la prepares tanto en español como en inglés para no quedarte en blanco cuando el entrevistador cambie el registro o se pase a algún tipo de prueba para confirmar ese nivel.

8. Muestra tu valor diferencial.

Todos tenemos muchas habilidades y virtudes que pueden distinguirnos de los demás, pero es importante que detectes las tuyas. No es sólo pensar en tus puntos fuertes, sino en aquellos aspectos que te hagan destacar frente al resto de candidatos.

9. Haz preguntas.

Normalmente antes de finalizar la entrevista hay unos minutos en los que se pueden hacer preguntas sobre el puesto de trabajo o la empresa. Es el momento más informal de la entrevista y donde puedes seguir generando una valoración positiva al entrevistador. Con ello conseguirás un buen cierre de la entrevista.

10. Enfréntate a tus nervios.

La mejor manera de no estar nervioso es prepararte bien la entrevista. Si has estudiado tu CV, y has dedicado tiempo a preparar bien tu discurso podrás estar nervioso pero no te quedarás en blanco. No intentes memorizar o practicar solo, pide ayuda a tus amigos y pídeles que adopten el rol de entrevistador.

 

La imagen que encabeza este post pertenece a Samuel Mann.

consejosentrevistasuperartrabajotrucos

Posts Similares

Deja un comentario

« »